sábado, 6 de octubre de 2018

Everything I never told you de Celeste Ng

Everything I never told you
Celeste Ng
9781594205712
Disponible en español
Editorial Penguin Press
Encuéntralo en Goodreads
Leído en inglés
Nivel: Medio


Había escuchado de esta autora en redes sociales y leído muchos comentarios entusiastas de lectores en los que confío. Sabía que en algún punto llegaría a leer su trabajo y ha sido el momento indicado para iniciar el mes de #LeoAutorasOct de forma inmejorable porque, ya voy adelantando, este libro me ha gustado mucho.

Lydia Lee es la segunda hija de una familia chino-americana en 1977 en un pequeño pueblo de Ohio. Sus padres. Marilyn y James Lee, le han inculcado muchas cosas; su madre desea que su hija sea una gran doctora y su padre que tenga muchos amigos y encaje en la sociedad, no como le tocó a él que, aunque nació en Estados Unidos, era el centro de mofas y miradas fijas de los demás por ser de origen chino. Por ser demasiado diferente. Los hermanos de Lydia, Nath y Hannah, no se salvan de ser el blanco de las miradas de los demás y cada uno tiene sus propios demonios. Hasta que una noche Lydia desaparece y días después es encontrada ahogada en el lago del pueblo. ¿Qué pudo pasarle? ¿Quien lo hizo y por qué? Estas preguntas se hace la familia Lee y es la tragedia la que trastocará por completo sus vidas.

Everything I never told you o Todo lo que no te dije en español es una historia breve, que va saltando del pasado al presente y nos va narrado desde varias perspectivas el origen de la familia Lee. Desde la madre, Marilyn, una joven normal que tenia muchos sueños y no quería parecerse a su madre, una ama de casa abandonada. El padre, James, hijo de inmigrantes chinos que dejó de hablar en chino con sus padres porque le avergonzaba y a pesar de llegar a ser profesor universitario nunca dejó de ser para muchos el chino que habla de vaqueros. Vamos conociéndolos a cada uno y posteriormente a sus hijos: Nath, el mayor, que sueña con ser astronauta pero nunca fue lo suficiente bueno para sus padres y Hannah, la hija menor, que desde niña comprendió que su lugar estaba ocultándose y tratando ser invisible. Y el punto cardinal de la historia, Lydia. La que partió todo en dos.


Celeste Ng, la autora. Crédito: Time

¿Porqué Lydia se ahogó en el lago? ¿Fue acaso un suicidio o alguien más es culpable? La raíz de la cuestión es, siempre, por qué alguien con amigos y una vida aparentemente normal tomaría una decisión semejante. ¿O quien podría querer hacerle daño a una jovencita inocente?

Porque las preguntas y las culpas van dirigidas hacia otros, cuando, en realidad, la raíz de todos los problemas están en casa. No es solo por un contexto social donde existe una discriminación profunda por el extranjero y por el que no tiene la culpa de ser diferente. Vemos los entresijos del pasado, de las acciones de los padres, como cada uno carga una cantidad de problemas que luego pasan a sus hijos, de las expectativas y la presión que se tiene sobre lo que queremos que ellos sean y cómo deberían ser para ser aceptados y queridos por los demás.

La narrativa de Celeste Ng es clara y precisa, desentierra y pone el dedo en las heridas sin curar de la familia, en sus diferencias, en sus secretos, en sus momentos buenos y malos y sobre todo, hace que de alguna manera, como lector, te sientas identificado y golpeado por sus problemas. Porque aparentemente nada sucede en la familia Lee, pero en realidad, las heridas supurantes del pasado siguen allí y no se van a cerrar solas. La historia de Lydia y su familia es una tragedia, una que vemos en las familias de los demás, en la nuestra y como con los pedazos puede reconstruirse lo que siempre estuvo dañado.

Sin duda es una novela muy triste y muy humana. No hay un final feliz, no hay una lección que aprender, es más una forma de afrontar lo que nos sucede y tratar de comprenderlo y afrontarlo de la mejor manera. Me ha gustado mucho y por supuesto que seguiré leyendo el trabajo de esta autora.

6 comentarios:

Alejandra Hernández dijo... [Responder]

¡Hola Nina! Estoy hablando contigo mientras comento esta entrada y I regret nothing jajaja. La verdad ya había escuchado hablar de la autora, pero no había leído una reseña de alguna de sus obras. Esta suena muy interesante. Parece nada, pero los padres a veces pasan sus penas o sus traumas a sus hijos y se vuelve un ciclo sin fin. Además, no es la primera vez que oímos sobre la discriminación que sufren en Estados Unidos las personas con doble nacionalidad y es bueno que la autora visibilice esos temas. Veo que está disponible en español, así que me lo apunto para futuras lecturas.

Te mando un beso enorme y espero que estés bien<3

Irene Marijuán dijo... [Responder]

¡Hola!

Pues no conocía el libro pero jo, trata temas super duros pero me suelen gustar mucho estas lecturas, me llegan a la patata y me hacen reflexionar un montón.
Además, me parece muy interesante eso de que la familia protagonista sea china-americana y se vea muy bien el tema de la aceptación, la discriminación...

¡muchos besos!

Mientras Leo dijo... [Responder]

todo lo que no te conté ha sido de mis mejores lecturas del pasado año. De hecho este lo comencé con Pequeños fuegos por todas partes que también me gustó bastante
Besos

Rachelin TheCure dijo... [Responder]

¡Hola!
Al principio no me convencía, pero, después de leerte, sí que me gustaría saber más sobre Lydia, ¿qué pasó?, y sobre la discriminación a la que se tienen que enfrentar, que precisamente por la zona en la que vivo sucede igual, ya que hay un gran porcentaje de población china y a pesar de estar en la ¿2 o 3? generación la cosa no ha mejorado excesivamente...
¡Un saludo!

Conejo Literario dijo... [Responder]

Amiga querida, te juro que ya me voy a poner con esta lectura. La empecé pero no me atrapó mucho, quizás no era el momento correcto.

Abrazos.

María Fernanda dijo... [Responder]

Empecé a leer comentarios buenísimos de su segunda novela, me la compré y a partir de ese día solo me encontré reseñas espectaculares de su primer libro, que claramente no tengo! Jajaja, cosas de la vida. Realmente de este mes no debería pasar iniciarme con esta autora, tu reseña ha hecho que la mujer suba en mi lista de prioridades.