jueves, 29 de enero de 2015

Cincuenta libros que leer antes de morir

Este año decidí que me apuntará a varios retos atemporales. Esos donde hay muchos libros que se consideran imprescindibles y que todos deberíamos leer. Hace mucho había visto este reto en el blog de Leara, Be Literature y volví a verlo en las Imaginaturianas, así que pensé que ya era hora de anotarme a este reto.

Lo haré a mi ritmo y sin presiones, muchos de ellos me llaman la atención igualmente así que creo que es mejor idea disfrutar del recorrido. Así que vamos a ello.

Cincuenta libros que leer antes de morir


Como tal llevo varios leídos y los que ya lo haya hecho estarán en azul con sus links a sus respectivas reseñas.

• El señor de los anillos. Trilogía de J.R.R. Tolkien
• 1984, de George Orwell
Orgullo y Prejuicio, de Jane Austen (reseña)
Las uvas de la ira, de John Steinbeck (reseña)
Matar a un ruiseñor, de Harper Lee (reseña)
• Jane Eyre, de Charlotte Brönte
• Cumbres borrascosas, de Emily Brönte
• Un pasaje a la india, de E.M. Foster
• El señor de las moscas, de William Goldwing
• Hamlet, de William Shakespeare
• Un recodo en el río, de V.S. Naipaul
El gran Gatsby, de E. Scott Fitzgerald (reseña)
• El guardián entre el centeno, de J.D. Salinger
• La campana de cristal, de Sylvia Plath
• Un mundo felíz, de Aldous Huxley
• El diario de Ana Frank, de Ana Frank
• Don Quijote, de Cervantes
• La Biblia, de Varios
• Los cuentos de Canterbury, de Geoffrey Chaucer
• Ulysses, de James Joyce
• El americano callado, de Graham Greene
• Birdsong, de Sebastian Faulks
• Dinero, de Martin Amis
• Harry Potter series, de J K Rowling
• Moby Dick, de Herman Melville
• El viento entre los sauces, de Keneth Grahame
• La trilogía de la materia oscura, de Philip Pullman
• Anna Karenina, de Leo Tolstoi
• Alicia en el país de las maravillas, de Lewis Carroll
• Rebeca, de Daphne du Maurier
El curioso incidente del perro a medianoche, de Mark Haddon (reseña)
• En la carretera, de Jack Kerouac
• Corazón de oscuridad, de Joseph Conrad
• El modo en el que vivimos ahora, de Anthony Trollope
• El extranjero, de Albert Camus
• El color púrpura, de Alice Walker
• La vida de Pi, de Yann Martel
• Frankestein, de Mary Shelley
• La guerra de los mundos, de H.G. Wells
• Hombres sin mujeres, de Hemingway
• Los viajes de Gulliver, de Jonathan swift
• Cuento de navidad, de Charles Dickens
• Huckleberry Finn, de Mark Twain
Robinson Crusoe, de Daniel Defoe (reseña)
• Alguien voló sobre el nido del cuco, de Ken Kesey
• Catch 22, de Joseph Heller
• El conde de Montecristo de Alejandro Dumas
Memorias de una Geisha, de Arthur Golden (reseña)
• La divina comedia, de Dante Allighieri
El retrato de Dorian Gray, de Oscar Wilde (reseña)

8 de 50 libros. 16% leído!


Y eso es todo. ¿Se apuntarían a este reto?

miércoles, 28 de enero de 2015

Delirium (Delirium #1) de Lauren Oliver

Delirium (Delirium #1) de Lauren Oliver
Editorial SM ~ 9788467547337

En el siglo XXII los científicos han puesto fin a la pandemia que, durante milenios, asoló el planeta. Era tan grave que, encontrada la cura, el gobierno decretó su administración a todos los ciudadanos a partir de la mayoría de edad. Lena Holoway está emocionada. Lleva años esperando cumplir los 18. Por fin vivirá sin dolor, de un modo predecible y feliz.

Por fin hay una cura para esa enfermedad llamada amor.

No al romantiqueo

¿Alguien se acuerda la época dorada del 2011, en la que las distopías juveniles nos salían por las orejas? ¿Que estaban en todas partes? Pateabas una piedra y al caer salían un montón de sagas como si fuera arena. Un milenio después, este libro apareció en mi casa. No tenia intención de leerlo la verdad, pero llegó a mi casa y yacía en la pila de libros por leer que tengo a los pies de mi cama y que no tengo donde poner. Luego del terrible chasco que me llevé con Sinsajo quería mantenerme apartada de las distopías de corte juvenil por una larga temporada.

Esta es una las sagas con más publicidad he visto aparte de Divergente. Luego de que muchos se cayeran del cielo con ese piloto de la serie que iban a hacer y que resultó ser un asco (piloto que no veré) tampoco me entusiasmaba demasiado la idea de empezar otra saga. No había leído nada de Lauren Oliver, no leí Si no despierto así que no tenía mucha idea a qué me enfrentaba. El resultado ha sido este:


Gracias Pond

Ahora si me disculpan empezaré la disertación, si es necesario explicarme con spoilers lo ocultaré con espacios en blanco, porque estoy segura que el 70% de los que leerán esta reseña ya lo han leído.

Lo bueno de Delirum

Lauren Oliver sabe escribir y eso no se puede negar. Su prosa está bien hilada, no abusa demasiado de las florituras ni los lugares comunes. Es una prosa bella y cuidada, que no maniquea demasiado y para ser un libro juvenil, según mi experiencia, está escrito muy bien. Además de que la traducción le ayuda mucho y el texto esta prácticamente libre de errores (uno o dos a lo sumo en más de 400 páginas). 

Lo segundo es que el libro se toma tiempo de presentar a la protagonista y el entorno en el que vive (hablaremos más de ella luego) le construye el pasado, una historia y eso es de apreciarse. Es decir, hace un buen trabajo con la voz cantante de la historia y eso está muy bien. No es una mera plancha o figurita de cartón y eso lo agradezco enormemente.

Y creo que eso es todo lo que tengo que decir sobre el asunto.


Y ahora, vamos a lo malo *que es más y lo saben*

Mis problemas con Delirium

Empecé a leer este libro el 25 de diciembre, luego de la pachanga navideña. Estaba en un estado de ánimo alegre y decidí cogerlo porque sí. Al principio iba todo bien, me estaba enterando de todo y trataba de acostumbrarme a la voz de MadgaLena, nuestra protagonista. Lo que no sabía es que tendría varios problemas para leer este libro:

1. Lo empecé el 25 de diciembre.
2. Lo dejé abandonado a la página 105 el 27 de diciembre. 
3. Luego de pensármelo mucho, el 20 de enero decidí retomarlo ¡¿Casi un mes?!
4. Siete insufribles días después lo terminé.

Como ven he tenido mis problemas. Y consisten en varias puntos que trataré de explicar a continuación:

Problema #1: Falta de interés

Este libro me aburría sobreranamente. Aclaremos que NO es por el estilo de la autora, que ya aclaré que está muy bien. Será porque los párrafos son muy largos y se hacía algo pesada la lectura la mayoría de las veces. No sé, hay algo en el libro que no me animaba a leer. Pensé que era por los capítulos largos, por el eterno monólogo interior de MagdaLena en ciertas partes, pero todavía sigo pensando por qué este libro me aburría tanto. No necesito acción para estar entretenida en una historia y eso lo sé porque me conozco como lectora. Luego de casi un mes abandonado saqué fuerza y lo terminé. Si existe algo que empuja al lector a seguir leyendo Delirium, yo honestamente no lo encontré.


Pero al final lo terminé y bueno. Lo que me lleva al siguiente problema:

Problema #2: El mundo """distópico"""

Mi asunto personal es que no me lo creo. Durante todo la lectura de la novela había una irritante mosca en mi oído, una especie de ruido de fondo que me decía que eso no podía visualizarlo en la vida real, o en un futuro cercano. No me creía nada de esa sociedad distópica del siglo XXII. La misma historia explica puntos de esta sociedad y su entorno, pero para mi no llega a ser suficiente para que yo me lo crea (deja vú a Divergente).

Se supone que aquí el amor es una enfermedad. En algún punto cerraron las fronteras de Portland (donde vive la protagonista) y nadie puede salir ni menos entrar. Afuera existe una gente salvaje que se llaman los inválidos. Y los científicos de Estados Unidos encontraron una cura para la enfermedad del amor, que aquí le llaman Deliria Nervosa de amor. Se lo han metido en la gente en la cabeza, que es peligroso y todo eso. Que es la cosa más mortal de las cosas mortales. Que a los 18 años a los adolescentes se les hace una intervención, es decir que les masajean el cerebro y les hacen algo para que dejen de sentir amor. Para que no sientan nada y sean tranquilos y felices.

No sé casi nada de neurociencias o sobre medicina, pero me resulta muy difícil creer que alteren el cerebro de un ser humano y simplemente le remuevan algo y la mayoría de los curados queden sanos, solo que indiferentes a casi todo. El libro no explica nada de esto y deja ese trasfondo en el aire, lo que me deja bien indiferente.


Como los sentimientos de Timmy, solo que ''extirpan'' el corazoncito. Pues no.

¿Y si se enamora alguien a los 12 años que pasa? ¿Donde está el control sobre la sociedad? ¿Se opera a la gente y listo? Es una sociedad tan poco explicada y me ha faltado mucho trasfondo. Aparte de que la trama desmerita su propio transfondo y eso me ha chirriado bastante y aparte de esto, si se supone que es una sociedad reguladora, controladora, ¿Por qué es todo tan fácil para la protagonista? demasiado conveniente SPOILER Salir a una fiesta clandestina, salir en bicicleta a la calle luego del toque de queda para los no curados, que la tía de MadgaLena jamás de los jamases la pille cuando se escapa en las noches AY POR FAVOR. Todo muy conveniente SPOILER.

En fin que me ha parecido que la historia en su transfondo no se sostiene del todo y que me ha dejado bastante indiferente. Se supone que las distopías deberían dar miedo, tenerte asustado y hacerte pensar en los extremos a los que puede llegar el poder sobre el individuo. Pero este intento de deshumanizar a la sociedad quitándole el amor me parece que no se sostiene pro ningún lado.

Problema #3: Los personajes

Arriba dije que más adelante hablaría de la protagonista, MadgaLena. Pues vamos por eso. Lauren Oliver le da la voz a Lena para que cuenta su historia. Está bien perfilado el personaje, pero a mi no me ha emocionado en lo más mínimo. Una cosa es que te construyan buenos personajes y que te gusten a pesar de cómo sean Cof Canción de hielo y fuego Cof pero otra cosa es que a pesar de eso, de su explicación y cuidado te deje indiferente. Pues eso me pasó con MadgaLena, que es un personaje bien construido, pero con sus más y sus menos en mi opinión.

Lena no me interesaba, tiene ese complejo juvenil de considerarse fea todo el tiempo y de que es muy normalita tirando a simplona. Es de esas protagonistas que en todo el libro no se miró al espejo en ningún momento y si lo hace, es para decirse a sí misma lo simplona que es. BORING.


No me he creído del todo su evolución en todo el libro, la siento un poco forzada en ciertos puntos para poder llevar adelante la historia. Lena era feliz en su niñez pero luego pasó a un bucle de aleccionamiento de que el amor es peligroso y es la mata que mata (frase de una publicidad colombiana algo vieja sobre el mal uso de la hoja de coca). Pero igual me ha chirriado un poco la evolucion express que nos presentan.

Los demas personajes están bien. Hana me interesó más que MadgaLena, curiosamente. No es exactamente la amiga-peso-muerto que estamos acostumbrados y está bien. Y claro está el tipo. El maromo de turno. Alex no me pareció la gran cosa la verdad. Nos repiten muchas veces lo bueno que está y me parece que está porque tiene que estar y porque si esta distopia es de amor la protagonista tiene que enamorarse y para eso tiene que haber un tipo ¿no? Y para eso pasamos al otro problema.


Problema #5: El amor

Podría decirse que este libro tiene uno de esos amores express que tanto ODIO. El libro tiene momentos MUY adolescentes y típicos del genero, pero se me hace muy difícil de creer un par de cosas del romance tan repentino. SPOILER Lena ha visto a su maromo dos o tres veces muy distanciadas en el tiempo. Le han dicho toda su vida que el amor es malo. Y luego el tipo va y le dice que le gusta y ahí ya ella está suspirando por todas partes ¡¿WHAT?! Salen mucho juntos y claro convenientemente no hay patrullas por ahí. Y resulta que luego se la pasa agobiada y literalmente ansiosa todo el tiempo porque no está cerca de su tipo a cada minuto. No sé, que está necesitada de cariño por parte de su familia lo entiendo. Pero que a cada minuto esté pensando que no está con Alex y que se quiere desgarrar las vestiduras ES ESTRESANTE. Y luego de dos meses o menos él le diga que la ama y ella le diga que lo ama también ya es de risa SPOILER. Entonces yo así no funciono y perdí mucho interés en la historia, sobre todo una que se va por esos tiros.


Y ya vamos llegando al último problema.
Problema #6: EL FINAL.

El final es cuando luego de mucho sopor por fin pasa algo. Y resulta que ese ALGO se resuelve de una forma un poco ridícula y bastante conveniente. Podría decir que es un poco predecible y se las da de efectista SPOILER ¿De dónde diablos sacó Alex esa moto? Y como ahí si aparecen las fuerzas de seguridad distópicas más pesadas y peligrosas ¡AHI SI! Pero da igual, porque MadgaLena logra escapar pero su maromo no SPOILER. En fin, que siento que el final es precipitado y malo. Y que no convence y eso me molesta mucho más.


En fin. Siento que fui bastante extensa en lo malo, pero es que tenía que decirlo. Delirium parte de una premisa que puede ser interesante pero no da mucho de sí por como se lleva. Está bien escrita y la protaginista no es tan matable como Tris otras. Pero se queda en un "quiero y no puedo" se va por pasos conocidos y clichésudos y eso es lo más decepcionante de todo. 

Y bueno, puede que lea el siguiente, todo porque soy masoquista...

lunes, 26 de enero de 2015

Tarro-retos: TBR Jar Challenge y Tarro-libros 2015

Este año sin duda es el año de los retos, al mío para mi. En enero han aparecido ideas muy interesantes a las que no he podido resistirme. Y es que estamos hablando de los tarro-retos. Si, los que tenemos tarros en casa podernos participar en ellos. Yo soy de las que si ve un tarro (o contenedor) bonito no dudo en llevármelo a mi casa, así que aquí van dos ideas para hacer mas divertida, curiosa, o amena la experiencia lectura del 2015.

TBR Jar Challenge

Desde el año pasado decidí rendirme con mi Book jar. No soy la única y es que al principio parecía una buena idea y luego no tanto. Pero eso de sacar un papel cada mes o dos meses y leer el libro se sentía como una obligación, así que mejor simplemente me dije a mi misma: YOLO y decidí dejar la idea. Pero resultó una buena idea para sacar papeles pero con un poco más de libertad.

La idea la vi en Booktube, luego la replicó Josu y ya entonces me decidí a apuntarme. Se trata de sacar un papelito por mes, en el que previamente he apuntado varioas categorías. Y uno saca uno cada mez y elige un libro que se ajuste a esa categoríaSon 12 papelitos que he guardado con distintos colores y usé un tarro distinto para este reto (un tarrito de Pringles).


Decidí poner estas categorías (modifiqué varias a mi gusto):

- Leer un libro de más de 500 páginas
- Releer un libro
- Leer un libro que alguien elija por mi
- Leer un libro que no terminé o me rendí y dejé
- Leer un autor que no haya leído antes
- Leer un libro que no es una novela
- Leer un libro y ver su adaptación cinematográfica
- Leer un libro que haya ganado un premio
- Leer un clásico
- Leer el libro final de una saga
- Leer un libro autoconclusivo
- Leer el primer libro en una saga

Que es un reto que pienso hacer cada año de ahora en adelante e ir variando en las categorías para hacer todo mas divertido.

Tarro-libros 2015

Esta es una iniciativa super chula que me encontré en facebook gracias a Carmen de Carmen y amigos. Se trata de una premisa sencilla. Voy a citar a Carmen para explicar la iniciativa: "El reto 'Tarro-libros 2015' es muy sencillo. Consiste, una vez te unes al grupo, en elegir un tarro- u otro recipiente, y a cada libro acabado en 2015 meter un euro, o la moneda de tu país, junto con el título del libro. El 31 de diciembre de 2015 tocará recuento del dinero ahorrado para reinvertirlo- no podía ser de otro modo- en nuevos libros. Fácil, divertido y estimulante. Nos espera en el grupo un año, este es el espíritu, para compartir amistad, risas y lecturas."

Es muy emocionante porque ya vamos unos 97 tarro-libreros y seguro irán llegando  mucho más. En mi caso hice reciclaje: reutilicé mi book jar para este asunto. Ya va una moneda dentro, por el horror del señor Grey y es de poco valor. Pero bueno que mediante avancen las lecturas le pondré monedas de alto valor y así el monto irá creciendo en el año.

Puedes estar pendiente de los progresos de todos en el grupo de Facebook que se ha creado para el fin AQUI. Y claro también puedes unirte en el mismo.


Se ve la monedita que ya lleva adentro. Y bueno eso es todo. Quería compartirles estas ideas por si a alguien le interesa apuntarse porque es divertido y ameno, para darle algo de picante a las lecturas del año. 

¡Bienvenidos sean los tarros!