sábado, 22 de junio de 2019

Descendant of the crane de Joan He


Descendant of the crane de Joan He
No disponible en español
Editorial Albert Whitman & Company.  Encuéntralo en Goodreads

Tenía mucha curiosidad por leer esta novela cuando me crucé con su portada en Goodreads. Vi que podía pedirse en Edelweiss y me fui directa a ver si lo aceptaban para reseña. Y me lo aprobaron, así que no se imaginan mi emoción porque hace tiempo no leía un libro juvenil fantástico inspirado en China. Este es el debut de la autora estadounidense de ascendencia china Joan He.

Hesina de Yan es una princesa que ha aprendido de su padre para llegar a ser reina algún día. Cuando su padre muere repentinamente, Hesina se encuentra desolada y llena de dudas, pero está decidida a asumir el cargo. Pero ella sospecha y esta prácticamente segura que su padre ha sido asesinado y está dispuesta a descubrir quién ha sido el culpable. Esta búsqueda inicia cuando Hesina comete traición al consultar a una soothsayer, una persona con magia que puede predecir el futuro, pero que en el país de Yan son perseguidos y asesinados. Esta mujer le indica que la llave para encontrar el asesino de su padre reside en un convicto, uno que está preso en el palacio. 

Descendant of the crane es un libro con muchas cosas positivas, pero las negativas le quitan el lustre a una historia que podría haber sido planteada como un libro adulto (en mi opinión). En muchas reseñas se le mencionó como "El Juego de tronos Chino" pero es que nada más lejos de la realidad. Por su planteamiento es una historia juvenil bien escrita y llena de giros y sorpresas, pero no llega al nivel de complejidad que plantea la historia de intriga política planteada por Martin.

Imagen de JLB1988. Crédito: Pixabay 

Hesina se ve envuelta en una dicotomía: ser hija y ser reina. Su familia es muy importante para ella: su cambiante relación con su hermano Sangjin, su distante madre, sus hermanos adoptivos Caiyan y Lilian la quieren y la respetan y por último, se ve analizando la figura de su padre y los secretos que guardaba. El trono la obliga a decidir entre lo que quiere y lo que su país necesita y a veces decidir lo que debe hacer es muy difícil. También está el tema de los sooths, personas con magia que han sido oprimidas pero no exterminadas del todo y lo que debe decidir la nueva reina por el bien de su pueblo.

Creo que la trama está bien planteada. Inicia como una investigación criminal pero se va tornando en algo mucho más complejo y se lee fácilmente, aunque tenga algunos bajones de ritmo que hacen que el interés decaiga. La ambientación y la historia inspirada en China está bien conseguida aunque creo que se podria haber profundizado más en ella y en el componente fantástico que aporta los sooths. La autora realmente se preocupó por hacer las referencias culturales claras y comprensibles, aunque las personas de esta cultura podrían detallarlo muchísimo mejor que yo.

La evolución de Hesina la encuentro muy notable y bien hecha, aunque por momentos no sea muy consistente. Como personaje principal me gustó mucho. Si bien los personajes secundarios no son del todo unidimensionales, podrían haber estado más trabajados. El romance lo encontré acorde a lo que esperamos de juvenil aunque muy repentino y carente de chicha. La segunda mitad de la novela es un no parar de sorpresas y giros de guión que están bien conseguidos y me dejaron muy intrigada al final.

Hasta el momento no se sabe si habrá una segunda parte, ya que la autora tampoco lo sabe, pero si quieren leer una historia de fantasía, con toques de thriller inspirada en China creo que esta es una novela debut muy recomendable.

lunes, 17 de junio de 2019

The light brigade de Kameron Hurley


The light brigade de Kameron Hurley
No disponible en español
Editorial Saga Press - Encuéntralo en Goodreads

La primera vez que intenté leer un libro de la autora no pude terminarlo. Y no porque no encontrara elementos que me dieran un vistazo de las ideas y las historias que propone la autora, fue más una cuestión de interés: no logró atraparme y realmente, no tenía las ganas de forzarme a leer un libro que no estaba disfrutando y que no me motivaba a seguir.

Por esa razón es que decidí pedir este libro como edición anticipada en inglés. Tenía muchas curiosidad por leerlo y darle una segunda oportunidad a la autora. Me habría gustado leerlo y reseñarlo antes de su salida al mercado, pero por cuestiones de tiempo no pude leerlo antes.

En el futuro, las corporaciones son grandes gobiernos que controlan el mundo. Así las cosas, si no quieres pasar hambre tener una vida digna hay que trabajar para ellos. Dietz se inscribe en el servicio militar por venganza: ha visto como su familia y su novia fueron masacrados en Sao Paulo. Estas grandes corporaciones están decididas a pelear guerras en Marte y tienen una forma muy sofisticada para hacerlo: los soldados pueden ser desintegrados y convertidos en luz para ser enviados a diferentes frentes de forma simultánea. Pero no siempre este proceso sale bien y Dietz teme por su salud mental cuando en su primer combate aparece en otro tiempo y con otro pelotón, diferente con el que se supone que debería estar.

Imagen de Karl Frey Crédito: Pixabay

Esta novela es una aproximación futurista de la guerra y los temas que siempre están alrededor de ella: nadie gana, todos pierden. Desde el punto de vista de Dietz, la novela se apropia de la voz narradora para contarnos desde dentro todo su proceso como recluta y su entrenamiento en el ejército: aprender a matar y a hacer lo que se ordena sin preguntar. Me ha gustado mucho leer todo este proceso y como Dietz va pasando por todas las etapas, haciendo amistades y sin nada que perder, va entendiendo que solo es una pieza del sistema y hará lo que deba hacer.

La novela planea una estrategia de guerra en la que se implementa el traslado de pelotones por medio de la desintegración y transformación en luz: así los soldados llegan en segundos al lugar de combate. Pero este método tiene problemas y los soldados presencian situaciones horribles porque no siempre este proceso sale bien. Pero eso no importa, las corporaciones no dejarán de hacer la guerra para su propia beneficio y usarán a los que haya que usar para lograrlo.

Posteriormente la novela empieza a tener ciertos momentos en los que aparecen unas entrevistas y aparecen cada ciertos capítulos que si bien se hace confuso y me costaba avanzar, con el pasar de las páginas vas empezando a entender porqué están ahí y que propósito desempeñan en la narración. Dietz empieza a experimentar unos extraños saltos en el tiempo: no aparece donde debería aparecer y le acompañan otros reclutas que no se les hace extraño lo que sucede. Así las cosas, empieza a dudar de su salud mental y las cosas se van complicando porque sabe muy bien qué pueden hacerle si le cuenta a alguien de esta situación. No pude confiar en nadie.

Esta historia es de esas que hay que leer con cuidado porque todo el rompecabezas se va armando a medida que vas avanzando. Creo que hace un trabajo brutal al mostrarnos esta guerra futurista y que no se aleja de la esencia de las guerras del pasado: el miedo, la muerte y la incertidumbre. Hay momentos que realmente me impresionaron y si bien no voy a desvelar más detalles, hay ciertos aspectos que me gustaron mucho alrededor de Dietz y su viaje emocional en el que la humanidad y la esperanza se entremezclan con la brutalidad y la injusticia.

Esta es la primera vez que leo una historia de ciencia ficción militar y me alegra mucho que haya sido con esta novela. Creo en las segundas oportunidades y Kameron Hurley me ha probado que es una gran escritora y espero con muchas ganas leer sus próximas publicaciones.

domingo, 9 de junio de 2019

Skyden de Dianne Gothly


Skyden de Dianne Gothly
Ediciones B - Encuéntralo en Goodreads

Este libro ya lleva un tiempo publicado, pero me llegó el momento de leer el debut de Dianne Gothly, una autora de mi país. Me tomé mi tiempo para leer Skyden porque a la autora la conozco hace varios años y realmente me alegró muchísimo que luego de una extensa campaña en redes sociales y de autopublicar la novela, Ediciones B se animara a publicarla.

Skylar LeBlanc es una talentosa bailarina de ballet que ama la fotografía y la música. Aiden Mc.Kinley es un apasionado por el skate, la ilustración y el cine. Ambos tienen algo en común: se conocieron por Imagynart, una red social de artistas y llevan más de un año hablando y compartiendo sus pasiones. Cuando ambos están superando un corazón roto es cuando sus sueños parecen volverse realidad: aunque viven en países distintos (ella en Canadá, él en Irlanda) y un gran océano los separa, tendrán la oportunidad de aspirar a una beca para estudiar seis meses en Paradise Dreams, un lugar en el que podrán desarrollar sus capacidades artísticas y además, podrán verse por fin en persona.


Yo quería que me gustara más este libro, y luego de ver todo lo que tenía para ofrecer podría haber sido mucho mejor de lo que fue. Me apena decir que este es el caso de un potencial muy muy desperdiciado porque parte de una buena idea, pero que en mi opinión le faltó mucho desarrollo y cae en los clichés y cosas que hemos visto mil veces en novelas juveniles.

La novela parte de una premisa interesante: dos protagonistas artistas que se conocen por internet, comparten sus pasiones y sus problemas, tendrán el chance de aprender de sus intereses en nada más y nada menos que un país de artistas en Islandia y además tendrán una historia de amor. Como ya dije, podría haber sido una historia que mostrara el gran esfuerzo que implica ser artista de tiempo completo y los sacrificios que muchos deben hacer para lograrlo. Pero la verdad es que esto no sucede y es mucho contar y no mostrar.


Primero, la historia se ambienta en Canadá e Irlanda y está narrada en tercera persona desde el punto de vista de Aiden y Skylar. No sé si fue una buena idea, porque cualquiera de los dos podría haber sido colombiano o estadounidense y yo no me habría dado cuenta. La caracterización de los lugares se queda muy corta y realmente no pude imaginármelos viviendo en esos países. Todo esto se resumen en una alarmante falta de verosimilitud: no podría creerme la forma en la que hablaban y no pensar que eran de mi país, y no de los países que dicen ser. Aparte hay una gran falta de naturalidad en los diálogos y se siente todo muy cliché, además que mencionar lugares y elementos de estos países de formas completas se sentía también muy raro y antinatural.

Segundo, la narrativa es engorrosa, recargada y le habría servido una buena edición y corrección de estilo. No es que tenga faltas ortográficas o de gramática, pero en muchos momentos era díficil de leer y es mejor usar dos palabras para decir algo que diez. Así la historia se vería menos afectada y fluiría mucho mejor.

Tercero, los personajes son muy planos y clichés y en ningún momento pude sentir algo de empatía hacia ellos. A Skylar y Aiden les sobra perfección: son bellos, tienen problemas pero no son muy graves, son talentosos y buenos en todo lo que hacen (y hacen muchas cosas a la perfección) y la verdad su amor es de lo más repentino y poco interesante que he visto en muco tiempo. No tengo problemas con las historias de amor, si me la cuentas bien, pero con ésta casi me da diabetes aguda. Surge de forma muy repentina y realmente no me interesó nada. Los secundarios son altamente clichés y la verdad es que poco aportan a la historia.


Cuarto, todo el aspecto de los viajes, la red social de artistas y el país Paradise Dreams podría haber sido una gran idea pero está tan desaprovechado que da mucha pena, porque la historia de amor toma el control de la historia y los protagonistas solo pasan 100 páginas en la escuela y la verdad es que esto es decepcionante. Hay  un elemento de fantasía en la novela que también está muy por el aire y bueno, podría haber dado mucho juego. Si resumes en tan pocas páginas una experiencia de seis meses no se hará natural, no se muestra y no vamos a experimentar todo lo que los protagonistas han vivido, cómo los ha cambiado esa experiencia para sus vidas y sus futuros.

En el aspecto gráfico, la novela tiene un acabado muy bonito y tiene ilustraciones al inicio de cada capítulo y otros detalles, además del contenido extra en la parte de atrás. Dianne realmente se esforzó mucho en este aspecto con el material extra que creó para la novela y es algo de admirar.

En conclusión, a la novela le sobra mucho drama y si bien hay situaciones que son realistas, hay otros en los que todo se siente muy forzado. Como historia está muy descompensada y podría haber dado tanto de si y eso lo que da mucha lástima. Tiene momentos buenos en los que la música es importante y elementos muy creativos que podrían haber brillado mucho más. Por todo lo que he dicho es que concluyo que esta primera novela es muy mejorable y creo que Dianne tiene mucho potencial y espero volver a leer su trabajo en el futuro.
Copyright © Rapsodia Literaria. Diseño de Nina Rapsodia